EJERCICIOS PARA ENTENDER A LOS HIJOS

Ejercicios para entender a tus hijos.

 

La mayoría de nosotros “aprendimos” las matemáticas haciendo ejercicios. Esta fue la única forma de adquirir habilidades matemáticas resolviendo retos y practicando y practicando. La repetición y los ejercicios fueron los elementos para sacarnos de esos “problemas matemáticos”

 

Descifrar a nuestros hijos en la adolescencia sólo se podrá lograr también con el ejercicio de una serie de prácticas que nos ayuden a conectarnos para ir por la vida acompañándoles a tomar su propio rumbo.

 

El secreto para lograr una buena relación con nuestros hijos jóvenes no es imposible, pero sí, tal como las matemáticas, requiere de práctica y repetición.

 

El primer paso para lograr comprenderlos es conocerlos; y el primer paso para conocerlos es dedicarles tiempo.

 

Cuando tomamos la decisión de convertirnos en ingenieros, médicos, abogados o periodistas tuvimos que dedicar eso: “tiempo” para llegar a ser buenos profesionales y tú lo sabes, solo fueron 5 o 6 años verdad?

 “ Tiempo” para “conocer” a tu hijo y lograr una buena relación con él o ella.

Se requiere de tiempo en calidad y cantidad para conocer a nuestros hijos desde que son niños, y si los conoces vas a poder entenderlos mucho mejor.

Cuando tengo la oportunidad de realizar talleres en los colegios con padres de jóvenes, me encanta hacer el ejercicio de “la libreta de calificaciones” …  ”para padres”. En este ejercicio pido a los estudiantes hacer una libreta o planilla de notas en donde deben calificar de 1 a 10 (como una nota) los siguientes ítems en relación con el comportamiento de sus padres:

 

Calificarán de 1 a 10 si el padre o madre dedica “tiempo” en:

Y adivinen? Más de la mitad del “curso” de padres tendrían que “repetir el año” pues sus hijos los “rajan”.

 

Cuántas de estas “simples” y “fáciles actividades” que mencioné en estos 6 puntos llevas a cabo? Y no estoy pidiendo cosas imposibles o costosas. O tu consciencia dice que si?

 

Padres si ustedes van “raspando” en esta evaluación, aún es tiempo de salvar el año en la relación con tus hijos.

 

Como quiero ayudarte, te sugiero los siguientes ejercicios para mejorar y optimizar esa gran tarea que es ser buenos padres y madres.

 

Habla con tus hijos, y en medio de la conversación entérate a fondo cuáles son sus grupos musicales favoritos, sus aficiones. Sabes, por ejemplo, cuáles son los horarios de tus hijos? O qué actividades realizan en su colegio cada día?

 

Apuesto, a que te estoy corchando no? Bueno empieza hoy investigando esta tarde, esta noche cuando te encuentres con ellos. Habla con ellos largamente, no dejes que se aburra contigo, sin importar qué edad tiene muéstrate interesado por todo lo que hacen tus hijos en el colegio y fuera de él.

 

Te aseguro que has dicho a tus hijos que el estudio es muy importante. Si tus hijos piensan que sí son tan importantes sus estudios pues, tú deberías interesarte mucho por ellos? ¿No deberías tu estar entusiasmado con lo que estudia y aprende?

 

A continuación te sugiero dos sencillos pero importantísimas prácticas para acercarte a tus jóvenes hijos.

 

Práctica No 1.

Dedica por lo menos una hora diaria (mínimo) para “conversar” con tus hijos, sin desanimarte en los primeros días cuando tus hijos te miren “raro” o si al principio te sientes “rechazado”, o si no reaccionan como tu esperabas,  no importa, debes persistir y mejorar el enfoque perfeccionando la técnica. Comienza con un tema que sepas que es importante o emocionante para tus hijos – el futbol, la belleza, el “wii”, la música etc.

ADVERTENCIA: Muchos padres confunden el “hablar con sus hijos” al hecho de “pedir cuentas” o verificar si hizo sus tareas para el colegio, eso no es una conversación, eso es un “check list”. Tampoco debes cometer el error de hacer muchas preguntas cuya respuesta pueda ser un simple “si” o un simple “bien” como por ejemplo cómo te fue en el colegio? Bien… o tuviste un buen día? Siiii….. Fíjate que estas preguntas no te dan nada de información. Estaría mejor preguntar qué te dijo el profe sobre tu trabajo? O qué hiciste en el descanso?, qué fue lo más difícil de este día? O cómo te sentiste hoy en tu exposición?, cómo estuvo el partido? Qué te gustaría que hiciéramos el fin de semana? Etc.

 

Práctica No 2.

Prueba durante lo que queda de ésta semana y pregúntale qué ha aprendido en el colegio desde la primera hora hasta la última. Interésate también por la hora del descanso y mira si hace énfasis en algo especial. Habla con ellos  de lo importante que es  lo que está aprendiendo  y “métete” en su vida cada día.

 

Hemos visto que los niños no se motivan, si sus padres no muestran interés en lo que ellos hacen. Comparte con tus hijos, las cosas que ellos hacen: ver películas, deportes, profesión de los padres etc.

 

Advertencia: Ten cuidado en “caer” en un interrogatorio con tus hijos. Ellos de ninguna manera quieren o  necesitan un interrogatorio; lo que sí es deseable es que tus hijos se sientan “protagonistas” e importantes.

Bueno y si deseas más ejercicios y prácticas para con tus hijos para lograr resolver algún problema específico lee sobre los jóvenes o consulta con un especialista para mejorar cada día y mejorar tus notas en la libreta de calificaciones “de padres”.

POR: Ps. Katiuska Vera

Psicóloga

Individual-Pareja-Familia

Tel  4 821 227